Mundo Yold. Nancy y Juanita, con más de 50 años, se mantienen estupendas

Historia de tres muñecas

Inés Almendros
19 septiembre, 2018

 Número de Comentarios (0)

Mariquita Pérez fue la mítica muñeca de los años cuarenta, creada por Leonor Coello, a semejanza de su propia hija. En los años sesenta nacieron sus “sucesoras”: Nancy en España, y Juanita Pérez en México, que aún hoy, con sus más de cincuenta años, siguen en plena forma, adaptadas a los nuevos tiempos y con una enorme legión de fans y coleccionistas. Cada una de ellas tiene una linda historia que hoy contamos en GY.

Mariquita Pérez fue una mítica muñeca española creada por Leonor Coello, hija del Conde Coello en Portugal, y residente en Madrid. Mariquita nació de una forma peculiar: Leonor, a quien le gustaba coser, solía vestir a su hija y a la muñeca de esta con los mismos vestidos.

Primer modelo de Mariquita Pérez, año 1939. Foto: Consuelo Yubero – La España de Mariquita Perez

La propia Leonor los diseñaba y cosía. Cuando salían a veranear en los veranos de San Sebastián, la niña y su muñeca causaban auténtica impresión. Así fue como a Leonor se le ocurrió la idea de realizar una muñeca que fuese igual que su hija, y que se pudiera vestir con diferentes vestidos.

Así fue como a Leonor se le ocurrió la idea de realizar una muñeca que fuese igual que su hija, y que se pudiera vestir con diferentes trajes.

Las primeras Mariquitas aparecieron justo después de la Guerra Civil, en 1939, así es que eran un artículo de auténtico lujo, al alcance de muy pocas niñas. Sin embargo, con los años se fueron vendiendo cada vez más, hasta el enorme éxito comercial de los años cuarenta y cincuenta. Sin embargo, los años sesenta llegaron con nuevas modas y gustos, y Mariquita poco a poco fue decayendo.

Anuncio de Mariquita Pérez

Influyeron problemas familiares en la gestión de la empresa, pues la hija su fundadora, Leonor de Góngora, perdió la misma al separarse de su marido; eran tiempos en los que el código civil obligaba al marido a ser el administrador de los bienes conyugales; se dio incluso el terrible caso de que a Leonor hija se le prohibió la entrada a la empresa que había fundado su madre con las muñecas hechas a semejanza suya. Sin el cariño y el amor de sus auténticas fundadoras, Mariquita se desvaneció, aunque posteriormente se han realizado nuevas versiones, sin obtener el éxito de la original.

Mariquita Pérez, la muñeca de los años 40 y 50

Juanita Pérez, la “prima” mexicana
Pero Mariquita dejó por el camino unas muy dignas sucesoras. La primera de ellas fue, y sigue siendo, Juanita Pérez, una creación de Guillermina Green, una bellísima sevillana, hija de un óptico inglés, que desde muy joven llamaba la atención por su belleza. El director de cine Florián Rey la reclamó para realizar un papel en la película Polizón a bordo, de 1941. Desde ese momento, Guillermina participó en otras muchas películas como El escándaloEl camino de Babel, o una versión de Don Quijote de la Mancha, entre otras. En los años cincuenta marcha a México, donde trabaja junto a las principales estrellas del país, como Agustín Lara, Lilia Prado o Pedro Infante… Finalmente se casó con el productor Guillermo Calderón y abandonó el cine por completo.

La guapísima actriz Guillermina Green, que se inspiró en Mariquita para crear a Juanita Pérez

Finalizada su fase como actriz, y en un viaje a España en el año 1962, Guillermina descubre a Mariquita Pérez y se entera del gran éxito de la muñeca, así es que se le ocurre recrear la propia versión mexicana. Así nacieron las primeras “Juanitas Pérez”, de la familia de los Pérez y primas por tanto de Mariquita, que desde el principio contaban con un precioso y amplio armario que incluía faldas, shorts, camisas, vestidos regionales, bañadores… y todo con preciosos diseños de la época. Y es que Guillermina quería que las niñas mexicanas tuvieran la oportunidad de jugar con la muñeca que a ella le representaba.

Y es que Guillermina quería que las niñas mexicanas tuvieran la oportunidad de jugar con la muñeca que a ella le representaba.

El éxito fue tal que poco después nacería la primer tienda boutique para comprar Juanitas. La propia Guillermina diseñaba los vestidos que se podían guardar en su ropero, porque la muñeca tenía preciosos complementos.

Juanita Pérez, más moderna que nunca

La familia Pérez fue creciendo, con su hermana Anita y los gemelos Pérez, hasta hoy. Más de cincuenta años después, y pese al tiempo trascurrido, las Juanitas siguen siendo las muñecas mexicanas más famosas, y se mantienen estupendas, con su precioso aspecto y ropa y complementos dinámicos y modernos. Además, las Juanitas se realizan cien por cien en México y están pintadas a mano por artistas locales, con el recuerdo de sus raíces madrileñas por su parentesco con Mariquita.

Así de bien luce hoy Juanita Pérez

Nancy, la reina de los setenta
Igual que la Juanita Pérez, la muñeca Nancy, de la firma española Famosa, mantiene un importante lazo familiar con la Mariquita Pérez. Y es que su creador fue Tino Juan, un diseñador de juguetes, que trabajaba para la firma de Mariquita Pérez, y que diseñó la nueva muñeca para la firma Famosa. Con Nancy, Tino acertó de pleno, porque era moderna, realista, bonita, elegante y al mismo tiempo, de gran sencillez y adaptabilidad. La perfecta muñeca para las niñas españolas de los años 70 y 80.

El creador de Nancy fue Tino Juan, un diseñador de juguetes que trabajaba para la firma de Mariquita Pérez.

Desde el principio, Nancy tuvo un gran éxito: en aquella época no había niña española que no tuviese al menos una Nancy con sus vestidos y complementos: trajes de fiesta, ropa para hacer deporte, el armario y la camita o el baúl para viajar.

Nuestra Nancy de toda la vida era de lo más moderna y dinámica

De alguna forma, Nancy no solo se convirtió en nuestra muñeca favorita, sino en el estereotipo de lo que queríamos ser de mayores porque Nancy era una auténtica todoterreno. Podía ser blanca, negra o asiática. Lo mismo hacía de enfermera, como de esquiadora, azafata, patinadora, piloto, guardia urbana, hippy o princesa… Solo la imaginación (y la cantidad de vestiditos que teníamos para ello) nos limitaban a la hora de convertir a la Nancy en la protagonista de todas nuestras historias. La muñeca también cruzó el charco e igualmente se hizo muy popular, sobre todo en países de Hispanoamérica, porque todos sabemos que Nancy desde siempre fue una viajera empedernida.

Lo mismo hacía de enfermera, como de esquiadora, azafata, patinadora, piloto, guardia urbana, hippy o princesa…

Con los años y el éxito, a Nancy le salió familia: una hermana, Lesly, y hasta un novio, Lucas (con quien parece que sigue la relación). Pero con los años y con la llegada a España de la anoréxica Barbie, las ventas de Nancy empezaron a caer. En 1996 desapareció temporalmente, hasta su relanzamiento en 2000, con nueva imagen y nuevo concepto. Hoy en día, Nancy sigue siendo una de las principales marcas del mercado infantil español, sin embargo su imagen es muy diferente a la que recordamos las niñas yold.

Edición Nancy 50 Aniversario, para coleccionista

En estos cincuenta años de existencia Nancy no solo ha recopilado infinidad de modelos y versiones, sino que ha reunido a su alrededor a miles de fans que componen un auténtico ejército de aficionados y coleccionistas, que se organizan a través de las redes sociales para intercambiar, vender o comprar, y exponer fotos con los modelitos que cada uno compone. Para satisfacerlos, la casa Famosa lanza cada cierto tiempo una edición de coleccionista, contribuyendo enormemente a que Nancy, a día de hoy, no solo sea la muñeca de nuestra niñez, sino un auténtico icono de los 70 y los 80. Con motivo del cincuenta aniversario se ha presentado también una edición especial, que ha coincidido con otros eventos para el cumpleaños yold de Nancy, como la exposición realizada en el Mercado del Juguete de Madrid, con docenas de muñecas y maravillosos modelos recopilados por el coleccionista Rafael Sánchez Barros.

Con un aspecto estupendo para pasar de los cincuenta, Juanita y Nancy, dignas sucesoras de Mariquita, siguen haciendo jugar a generaciones diferentes; nos gusta ver que hay cosas de nuestra infancia que siguen vivas y presentes, y que todavía nos hacen disfrutar.

Mas información:

http://nancyfamosa.es/

http://www.juanitaperez.com.mx/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies