Mundo Yold. ¿Recuerdas su cálida voz cantando boleros?

Nelson Ned: el pequeño gigante de la canción

Carmen Matas
2 marzo, 2019

 Número de Comentarios (0)

Esta semana Nelson Ned habría cumplido 72 años. En Gente Yold no hemos olvidado rendir homenaje a este ‘pequeño gigante de la canción’, que fue todo un éxito de ventas y conquistó a cientos de miles de personas con sus inolvidables baladas. No te pierdas nuestro reportaje de hoy.

El 2 de marzo, Nelson Ned hubiera cumplido 72 años. El ídolo de la canción romántica que arrasó en las décadas de los 60 y 70 en toda América Latina, falleció en 2014 a causa de una neumonía a los 66 años, pero nos dejó un legado maravilloso que hoy en Gente Yold hemos querido recordar.

Ned, que fue todo un ídolo generacional, era brasileño. Sin embargo, era mucho mucho menos conocido en su país natal que en otros países de la Latinoamérica hispana e incluso los EE.UU. Y es que, el que es considerado el más célebre intérprete brasileño de boleros, se especializó en la canción romántica en español, convirtiéndose en todo un fenómeno en países como Colombia, México y Argentina.

Era mucho menos conocido en Brasil que en otros países de la Latinoamérica hispana e incluso los EE.UU.

Su discapacidad nunca fue un freno
Era conocido como ‘el pequeño gigante de la canción’, por una anomalía de enanismo (su estatura era 1,12 metros). Pero esto nunca fue un obstáculo para que el público latino lo encumbrase como una de las grandes voces de la canción romántica de todos los tiempos.

Grabó nada menos que 32 discos y vendió la friolera de 45 millones de copias en todo el mundo. Incluso, fue el primer latinoamericano en conseguir vender un millón de discos en el mercado estadounidense, codeándose en los rankings de ventas con grandes figuras como el neoyorquino Tony Benett, el español Julio Iglesias e incluso Frank Sinatra. Consiguió llenar tres veces el mítico Carnegie Hall de Nueva York. ¡Toda una estrella!

Es una de las grandes voces de la canción romántica de todos los tiempos.

Éxito tras éxito
La consagración de Nelson llegó en 1968 con su inmortal Todo pasará, ganadora del Festival de la Canción de Buenos Aires y grabada en cuarenta idiomas:

Pero son muchos más los éxitos que el pequeño gigante de la canción ha acumulado a lo largo de los años. El mismo Gabriel García Márquez, premio Nobel de Literatura de 1982, reconoció alguna vez que escribía sus obras escuchando música de Nelson Ned. En Gente Yold hemos querido recopilar algunos de sus mejores temas, como Déjame si estoy llorando:

 

Si las flores pudieran hablar (https://www.youtube.com/watch?v=5NLvDqZ4Z2U), Júrame (https://www.youtube.com/watch?v=99bjInXujdo) o su versión de El preso número 9 (https://www.youtube.com/watch?v=IJCBzHwdl9s).

El declive de su estado de salud
El conocido como “pequeño gigante de la canción” murió aquejado por una infección pulmonar a la edad de 66 años. Pero en realidad, comenzó a apagarse lentamente más de una década antes, tras sufrir en 2003 un derrame cerebral que casi le costó la vida y que le mantuvo convaleciente nada menos que siete meses. A pesar de que pudo recuperarse, este incidente le costó la visión de un ojo, lo que, unido al diagnóstico de diabetes, hipertensión y principio de Alzhéimer que ya tenía, supuso un antes y un después en el estado de salud del artista, que a partir de ese momento comenzó a desplazarse en silla de ruedas.

Fue el primer latinoamericano en conseguir vender un millón de discos en el mercado estadounidense.

Desde diciembre de 2013 el cantante vivió en una residencia de ancianos en el distrito de Granja Viana, en la ciudad brasileña de Sao Paulo. La voz imponente y melodiosa del cantautor se apagó a los 66 años de edad, el 5 de enero de 2014, a causa de una neumonía grave.

Excesos y encuentro con Dios
En la autobiografía que Ned publicó en 1996, titulada El pequeño gigante de la canción, el cantante brasileño relataba que el momento más álgido de su carrera sufrió suertes depresiones y abusó en el consumo de drogas y alcohol. Tras lo que podríamos calificar como una vida de excesos, Ned se convirtió en los años 90 a la religión cristiana evangélica y, desde entonces, comenzó a interpretar con éxito música de género religioso, componiendo canciones espirituales que expresaban su fe cristiana evangélica, tanto en español como en portugués.

-“Antes de ser evangélico era muy depravado, bebía mucho, consumía mucha droga y estaba obsesionado con las mujeres”, reconocía él mismo en sus memorias. “Ahí, Dios habló conmigo una madrugada y me dijo ‘o usted cambia o lo saco de aquí’. Entonces resolví cambiar”, declaraba el artista.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies