Mundo Yold. Acaba de recibir el Goya al Mejor Actor Protagonista por la magnífica comedia Sentimental

Javier Cámara, la sonrisa del cine español

 

 

 

Angel Domingo
17 marzo, 2021

 Número de Comentarios (0)

“La comedia nos salva la vida, es necesaria”, exclamó el intérprete por videoconferencia, desde su casa, cuando se anunció su nombre como Mejor Actor Protagonista, conseguido gracias a la irreverente comedia Sentimental (Cesc Gay, 2020).

Javier, nacido el 19 de enero de 1967 en la localidad de Albelda Iregua (La Rioja), se trasladó a Madrid con la intención de estudiar arte dramático mientras trabajaba de acomodador en el Teatro Fígaro de la capital, y una vez licenciado comenzó a participar en pequeñas obras como La cocina o El caballero de Olmedo. Su carrera progresó en paralelo, tanto en la gran pantalla, como en numerosos proyectos televisivos de gran éxito, como su recordada participación, junto a Andrés Pajares en la popular ¡Ay señor, señor! Aunque su nombre se consolidó por su papel de Paco Jimeno en 7 vidas.

Con su maravillosa compañera en 7 Vidas, Amparo Baró

También participó, con gran éxito, en la saga de nuestro policía corrupto Torrente, donde Santiago Segura contó con él para uno de los personajes claves, el entrañable Rafi, personaje que Javier elevó hasta convertirlo en uno de los más valorados de nuestro cine. Tras él llegaría el papel de su vida, con la película Hable con ella (Pedro Almodóvar, 2002), filme que consiguió el Globo de Oro a Mejor película extranjera, y dos nominaciones a los Oscar, logrando el de Mejor Guion Original.

En los inicios de su carrera

En 2003 estrena Torremolinos 73 (Pablo Berger), redondeando un sobresaliente reparto junto a Candela Peña, Juan Diego o Fernando Tejero; el documental dramático Los abajo firmantes (Joaquín Oristrell, 2003) supone su brillante debut como guionista. En 2004 se reencuentra con Pedro Almodóvar en La mala educación (2004).

Y tras estos trabajos, inició nuevos proyectos, como la intimista La vida secreta de las palabras (Isabel Coixet, 2005), y la superproducción nacional Alatriste (Agustín Díaz Yanes, 206), interpretando al poderoso Conde Duque de Olivares, el gran rival del capitán, encarnado por Viggo Mortensen.

En un fotograma de The young pope, interpretado magistralmente por Jude Law

Pese sus trabajos en el cine, no ha dejado del todo el mundo de la pequeña pantalla, y en 2008 trabajó en la serie LEX emitida en Antena 3 y producida por Globomedia y en la excepcional The young pope, de Paolo Sorrentino.

Aunque ha estado nominado cinco veces a los Goya, todavía no había conseguido ninguno, hasta esta edición, que ha logrado el preciado galardón gracias a SentimentalFilme dirigido por el realizador barcelonés Cesc Gay, que adapta su propio libreto, originalmente pensado para el teatro, a la gran pantalla. El director ha declarado: “Desde un principio lo tuve claro, el personaje Julio es Javier Cámara”.

Nuestro actor cuenta que en la Escuela de Arte Dramático una profesora le dijo a Javier que “no haría carrera en el cine ni en la televisión, porque tenía los ojos pequeños y ya se estaba quedando calvo”. Por suerte para todos los aficionados al cine, esta profesora como adivinadora ha sido un desastre absoluto, porque Javier es uno de los intérpretes con más trabajo del cine y la televisión y uno de los más queridos por el público. El de Sentimental es uno de sus personajes más ásperos: un profesor de música frustrado en un matrimonio agonizante que el director desnuda en una comedia que es una lección de psicología de pareja.

Con Alberto San Juan, también galardonado con un Goya por su excepcional trabajo en Sentimental

Javier confiesa que al ver la obra teatral, “el personaje no me gustó tanto; me costó mucho conseguir la distancia necesaria porque al interpretar a Julio, haces daño a los otros y a ti mismo, pero es interesante de interpretar. Tienes ganas de darle una bofetada al tío, pero lo defiendo un poco: el hombre está herido, no sabe cómo enfrentarse al final del matrimonio y cómo llevar a esta mujer maravillosa con quién está casado, la argentina Griselda Siciliani, que fue nominada al Premio Goya en la categoría de Mejor actriz revelación, aunque no consiguió llevárselo”.

La película, que tiene en total seis nominaciones a los Goya, relata la noche en que Ana invitó a casa a sus vecinos del piso de arriba, una pareja más joven que ellos, amable y simpática, pero cuyos ruidos y gemidos mientras tienen sexo se han convertido en una molestia para Julio y Ana.

En definitiva, Sentimental es un filme de interiores que transcurre casi íntegramente en el piso de los protagonistas (con alguna salida al ascensor) y que basa su fuerza en un guion con réplicas afiladas y cuatro actores en estado de gracia que parecen disfrutar y divertirse con sus respectivos personajes. Su realizador y guionista, Cesc Gay, nos explica algunas anécdotas del proyecto: “Basé la trama en hechos reales. La idea me surgió de una vecina. Durante muchas semanas sus gemidos excesivos y siempre fuera de hora provocaron en mi casa la típica incomodidad, acalorados debates y muchas discusiones al respecto, incluso con mis hijos, que me preguntaban qué pasaba. Fue entonces cuando, sin darme cuenta, encontré la inspiración y empecé a fabular para escribir la comedia que tanto tiempo llevaba buscando. Sus gemidos iban a desatar en un matrimonio común un vendaval de palabras y reproches nunca antes dichos. Ahora, a mí nunca me propusieron lo que sucede en la película, jaja”.

Aunque sí reconoce que realizó algún cambio para pasar del teatro al cine. Hay momentos que funcionan muy bien en el teatro, pero en la pantalla le tienes que encontrar otro tono. El teatro es, posiblemente, más festivo y el cine, más realista. Corté, por ejemplo, algunas escenas y frases del personaje de Javier Cámara. Es bastante fiel al original, tampoco la escribí pensando especialmente en el teatro y, durante el rodaje, fue cogiendo forma”.

“El personaje de Griselda Siciliani no era originalmente una argentina, pero lo transformé para trabajar con ella. Ya me pasó con la obra teatral. En Madrid, la estrenó el actor canadiense afincado en Cataluña, Andrew Tarbet, e incorporé un par de chistes pensando en él. Esto lo hago frecuentemente. En la primera versión de Truman, no estaba pensando en Ricardo Darín, como yo me lo guiso y yo me lo como… En esta ocasión añadí un par de frases referentes a que Ana venía de Argentina. Para mí está tan lejos Buenos Aires como Madrid, los actores argentinos forman parte de mi mundo”. 

Javier Cámara, actor que se siente bien con la comedia, tiene pasión por Woody Allen, Shakespeare, Madrid, los coches 4×4 y los proyectos con ilusión, siendo películas como Sentimental el mejor ejemplo de esto.

Ángel Domingo Pérez

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies